Cantar

man standing surrounded with smoke cantar
25
Views

Luna de cortos desiertos,
tejiendo sueños de marfil
aprisionando los pesquises, la comarca vuelve a mentir
la cuna de los comandantes vuelva a llorar
y en un cedazo de sangre,
brevísima se escribe
la historia de un final
la confusión de los muertos,
son hijos del Dios
y una maquina
desgarrando
por los ojos del saber
se volverán tascadas
las siniestras praderas del cantar
y liberando el pensamiento de la calle angosta
van y vienen los remedios que no existen
como andamio
en memoria sola…

Article Tags:
Article Categories:
Divagaciones

Un día me dieron la facultad de las mil y una maravillas.

Comments are closed.